¿QUE ES EL SONIDO?

 

La forma en que escuchamos es muy compleja. Una vez que analizas el proceso, te das cuenta de que es increíble que escuchemos!!
Los tres puntos en los que se basa la recepción del sonido son los siguientes:

 

SONIDO DIRECTO

El sonido directo, que es el que primero llega a nuestro oído, es la primer pista de presencia de presión sonora. El primer arribo es interpretado por el oído/cerebro como "que cosa" estamos escuchando. Ahí, nosotros determinamos que es lo que estamos escuchando, ya sea una guitarra, un violín, un bajo eléctrico, etc. El cerebro procesa el sonido y lo compara contra una gran librería de sonidos almacenada. Si se logra una coincidencia, entonces reconocemos el sonido. Caso contrario, el sonido es almacenado y recordado. La habilidad de "recordar" y "guardar" es una función de aprendizaje que todos poseemos y que PODEMOS MEJORAR con el tiempo. Por esto es que los audio filos mejoran sus equipos periódicamente. Se vuelven -y nos volvemos- mejores escuchando y necesitamos escuchar mejores equipos. Un buen lugar para experimentar solo sonidos directos es en una cámara anecóica. Dentro de ella, no hay sonidos reflejados, solo sonidos directos. Cuando escuchamos solo sonidos directos, por ejemplo de una persona que conocemos y hemos escuchado hablar, nos sonará una voz muy diferente a la normal.

 
SONIDO REFLEJADO
El siguiente sonido que escuchamos es el sonido reflejado por los límites más cercanos, como por ejemplo; el piso, las paredes o el techo. Esta información es usada para ayudarnos a determinar "donde esta" el sonido. Un método muy complejo de escucha determina nuestra habilidad para posicionar un objeto en un lugar relativo a nuestros oídos. Las distintas fases, amplitudes y tiempos de llegada son calculadas rápidamente y nuestro cerebro determina la ubicación de al fuente sonora. Este proceso no es linear con respecto a la frecuencia. Diferentes frecuencias son procesadas con diferentes métodos. Como nuestros oídos están a una distancia significativa uno del otro, los sonidos pueden llegar a cada oído en diferentes momentos. Esta "demora" (delay en inglés) es medida y usada para ayudarnos a posicionar el sonido. Como nuestros oídos están ubicados en costados opuestos de nuestra cabeza, nosotros podemos percibir los sonidos de izquierda a derecha mejores que de arriba a abajo.

 

SONIDO REVERBERANTE

El tercer arribo es interpretado como "en que ambiente" estamos. Cientos de reflejos son procesados en una forma compleja. El resultado final es un mapa de las dimensiones físicas de la habitación en la que estamos escuchando. Ya sea en un salón, en un estadio, en un concierto o en un auto, el campo de reverberancia es la clave.
 
 

 

Información obtenida en www.powerzone.com.uy