Los tweeters

 

Todo el mundo habla de los tweeters, y casi todos sabemos lo que son, son los altavoces destinados a reproducir las frecuencias más altas. Debido a su particular función su morfología es bien distinta a la de un altavoz de medios o de graves. Los tweeters para reproducir sonidos de alta frecuencia (agudos) necesitan hacer pequeños desplazamientos muchas veces por segundo, es decir desplazamientos rapidísimos. Es básicamente lo opuesto a los subwoofers, los cuales deben de realizar al contrario que los tweeters, desplazamientos muy grandes del cono, y no necesariamente rápidos.

Mucha gente escoge para su instalación altavoces de dos vías separadas, los cuales se basan en un altavoz destinado a graves y medios, y un tweeter conectado en paralelo con un pequeño condensador a modo de filtro pasivo. La orientación del tweeter es muy importante pues el agudo es un sonido muy direccional, y por otro lado debido a las propiedades de las altas frecuencias, el recinto acústico no es tan importante como en frecuencias medias o altas. Muchos altavoces actuales de dos vías vienen con las dos vías "juntas" en el mismo altavoz, como a dos niveles, y gracias a la adopción de imanes de neodimio que han hecho aumentar los rendimientos de los tweeters pequeños, este tipo de altavoces de dos vías en la misma estructura obtienen resultados sorprendentes.

Una deficiente orientación del tweeter puede hacer que a nuestro oídos esas frecuencias se vean perjudicadas, eso pasa por ejemplo cuando tenemos un altavoz de dos vías no separadas y el altavoz esta en la puerta delantera a la altura de los pies, los graves y medios llegan con bastante nitidez, pero los agudos no se aprecian mucho. En ese caso sería conveniente instalar un segundo tweeter (cortado por un condensador a modo de filtro pasivo como explicamos en el artículo de filtros pasivos) y orientarlo de manera correcta; esto haría que las frecuencias agudas se vieran favorecidas, y ya entraríamos en los gustos de sonido de cada uno; a mi la verdad que los agudos me encantan...

Brevemente y sin entretenernos demasiado vamos a hacer una pequeña clasificación de los tipos de tweeters:

Tweeter de membranas de cono convencional:

Utilizan membrana del tipo cónica, con la estructura típica de cualquier altavoz con membrana cónica cóncava. Una pega es que sus medidas no suelen ser muy pequeñas.

Tweeters de Cúpula:

Son los más populares en la actualidad, son llamados así debido a la forma de su difusor que suele ser de cúpula convexa. Básicamente diremos que existen tweeters de cúpulas duras y blandas. Las cúpulas duras emiten un sonido más brillante, están hechas frecuentemente de compuestos plásticos o metalizados, frecuentemente son de titanio o de aluminio. Las cúpulas blandas, ofrecen un sonido menos brillante y de menor rendimiento que las duras, pero es un sonido más real y natural, y son las preferidas por los audiófilos.

Tweeters Piezo eléctricos:

Básicamente una placa metálica generalmente circular que actúa vibrando cuando circula la señal eléctrica. Aunque algunas marcas ofrecen tweeters de tipo piezo-eléctricos de bastante calidad, normalmente no se puede comparar su calidad y fidelidad con las de los otros dos tipos de tweeters comentados. Una ventaja es que normalmente los piezo eléctricos a bajas o medias frecuencias proporcionan por si solos una impedancia tan alta que frecuentemente se pueden instalar en paralelo con un altavoz de graves/medios sin ningún tipo de filtro pasivo por el medio. (Repito que este tipo de tweeters habitualmente no esta asociado con una instalación de alta calidad)

Información obtenida en www.powerzone.com.uy